Blog0032

 

El año pasado fui el fotógrafo de la boda de la Hermana de Nora y ella fue la encargada de reunirse conmigo, ver mi trabajo y casi decidir por ella, ya que su hermana vive en el extranjero y no podía venir a verme.

Este año le ha tocado a ella, tenia muchísimas ganas de que llegase el día de su boda por varios motivos, uno por la simpatía de los dos, otro por volver a ver su hermana María y a su marido, otro por la ya relación casi de amigos que nos une.

La boda prometía, los dos son de ese tipo de gente alocada, que contagia alegría y es imposible aburrirse a su lado.

La verdad que no defraudó, una boda de la que es difícil olvidarse.

Quiero daos las gracias Iñigo y Nora por confiar en mi, por involucraros en todas mis locuras, por hacerme sentir unos mas en vuestra boda.

No cambiéis nunca.

 

A %d blogueros les gusta esto: